hábitos perjudiciales para los pechos

Hábitos perjudiciales para los pechos



Si en Clínica Iliou nos limitáramos únicamente a ofrecer atención a nuestros pacientes en materia de cirugía no nos habríamos convertido en uno de los centros de cirugía estética en Madrid de referencia. Por eso ofrecemos a los hombres y mujeres que acuden a nosotros consejo y asesoramiento, no sólo acerca de los tratamientos y operaciones más indicados, sino también en lo que respecta a la salud en el día a día. Y es que los resultados de, por ejemplo, una mastopexia o una intervención de aumento de senos mejoran y se alargan en el tiempo si las pacientes desarrollan unos sencillos hábitos diarios.

Por ejemplo, uno de los efectos que más comprometen el buen tono de unos senos es el que provocan las constantes subidas y bajadas de peso. La piel se estira y se contrae y aparecen las temidas estrías. Además, los cambios súbitos de peso comprometen la firmeza de las mamas en general.

En esta noticia (http://salud.lasprovincias.es/actualidad/noviembre06/talla_sujetador.htm ) puedes ver que nada menos que una tercera parte de las consultas médicas por dolores en los senos tienen que ver con la elección de una talla inadecuada de sujetador por parte de la mujer. Para la firmeza y buen tono de los pechos también es imprescindible que esta prenda se ajuste exactamente a la anatomía de la mujer y que no peque, ni por exceso ni por defecto, en lo que respecta a la sujeción. El sujetador debe abarcar el pecho de modo firme, pero cómodo. Los aros del mismo descansan en la caja torácica levantando el pecho de manera natural.

Excesivo calor en la zona

El calor excesivo puede contribuir a hacer que la piel del pecho pierda tersura. Un exceso de sol hace que los pechos pierdan colágeno y aparezcan arrugas y pliegues donde antes no los había. Tampoco es una práctica recomendable el uso de baños de calor (saunas, duchas prolongadas con agua muy caliente), ya que la piel pierde firmeza y tensión.

También tienes que tener en cuenta que, si realizas ejercicios o deportes en los que tus pechos estén sometidos a un impacto súbito y continuado, éstos van a correr más riesgos en este sentido. Para este tipo de actividades debes recurrir en todo momento al uso de sujetadores y sostenes de tipo deportivo, que te proporcionarán la firmeza y sujeción que necesitas, sin incomodarte a la hora de hacer deporte.